Para mí la historia es una rueda, la inconsistencia es mi esencia dice la rueda, súbete a mis ruedas, si quieres, pero no te quejes cuando te lance a los abismos, los buenos tiempos pasan, pero también los malos, la mutabilidad es nuestra tragedia y también nuestra esperanza, los peores tiempos y también los mejores siempre están pasando

Boecio

domingo, 27 de enero de 2008

Diferencia entre revolución y rebelde

23/01/08

Diferencia entre revolución y rebelde

Todo revolucionario es rebelde, Más no todo rebelde es revolucionario

Una revolución es un cambio súbito en una estructura social, puede ir o no acompañada de violencia aunque generalmente lo hace. La revolución como fenómeno social se inicia mucho antes de que aparezcan sus manifestaciones violentas, lo esencial en una revolución es el cambio brusco en las constelaciones de poder en una sociedad, si el orden en las jerarquías sociales no cambia, dicho movimiento no es revolucionario. Una revolución tiene por finalidad cambiar las relaciones de producción. Aquellos hombres y mujeres que participan en estos movimientos son llamados revolucionarios, y estos a su vez son rebeldes.

Un rebelde, es aquel que se opone a un orden establecido, esta oposición puede ser llevada de forma pacífica o violenta. La rebeldía es el acto de hacer resistencia a una serie de códigos impuestos, desconociendo su supuesta autoridad. El ser rebelde sobrelleva necesariamente una connotación social, sin embargo no necesariamente tiene que tener connotaciones políticas. Un rebelde puede ser desde un chico que no se baña, pasando por una chica que decide dedicarse al boxeo, hasta un guerrillero que con armas de fuego atenta contra la seguridad interior del Estado. La rebeldía es un acto que puede ser ejecutado de muy diferentes formas, tantas como lo permita la creatividad. Existen rebeldes que son revolucionarios y tiene por finalidad derrocar alguno de los poderes públicos o directamente al gobierno, también existen rebeldes que no son revolucionarios y solo tienen como objetivo transformar su entorno inmediato por medio de la transgresión. Un revolucionario está caracterizado por sus ideales políticos y los fines que estos conllevan, un rebelde no necesariamente tiene que tener ideales o fines, un rebelde está caracterizado por su actitud transgresora frente a la sociedad.